FCM / Investigaci贸n

Director: Dr. Héctor Mussachio.

La presión arteria está regulada básicamente por dos mecanismos: uno a corto plazo mediado neuralmente (sistema nervioso autónomo, simpático y parasimpático) y otro a largo plazo mediado por hormonas (eje renina-angiotensina-aldosterona) en el que juega un rol fundamental el riñón. En muchas circunstancias es necesario recurrir al monitoreo ambulatorio de presión arterial, que permite hacer el diagnóstico diferencial entre HTA de bata blanca y HTA propiamente dicha, e igualmente hacer el diagnóstico de HTA en pacientes que manifiestan signos de lesión de órganos diana y cuyas cifras de PA durante el examen médico son normales o limítrofes (HTA encubierta o enmascarada).
Otra manera de evaluar la variabilidad de la PA a corto plazo podría ser la realización de 10 mediciones consecutivas con la técnica convencional y a intervalos de 2 minutos, calculando luego el desvío estándar de todas las determinaciones.
Está demostrado que el barorreflejo es el principal determinante de la variación a corto plazo de la PA, por lo que su mal funcionamiento puede relacionarse con cambios de decenas de mmHg a veces en pocos minutos u horas. Sería deseable entonces identificar a los pacientes con disminución de la sensibilidad barorrefleja que pudieran estar predispuestos a presentar mayor variabilidad de la PA y en quienes sería conveniente la realización de un MAPA para un correcto diagnóstico.
Entre los métodos para valorar el baroreflejo se encuentran el trazado de Electrocardiograma (ECG) en 10 segundos, la maniobra de Valsalva con registro y mediciones consecutivas de PA.
El objetivo del la investigación es evaluar en pacientes hospitalizados mayores de 20 años la sensibilidad barorrefleja y determinar la variabilidad a corto plazo de la PA mediante Holter y MAPA, así como también evaluar la correlación de los métodos más complejos (Holter y MAPA) con los métodos más sencillos (trazado ECG de 10 segundos, Valsalva más ECG de 15 segundos y mediciones consecutivas de PA).